Tipos de cloro

Antes de especificar lo que conocemos sobre los tipos de cloro, es necesario hablar en primer lugar de cloro, que es el elemento esencial del tema que vamos a tratar aquí y que no sólo se utiliza en piscinas sino también en nuestros hogares en el uso cotidiano. El cloro es uno de los elementos que a menudo lo encontramos en la naturaleza liberado desde el mar, además es denominado por los científicos como cloruro de sodio.

El cloro puede ser utilizado tanto manera cotidiana como en las piscinas en general. Hoy en día, podemos afirmar que este elemento es un integrante más de nuestra casa aportando sus propiedades para mejorar la calidad del agua, se puede presentar de distintas formas y diferentes tipos de cloro para ser proporcionado en las piscinas, entre los que se destacan el cloro líquido, en pastillas y el granulado, de los que hablaremos a continuación.

tipos-de-cloroEl cloro líquido es uno de los tipos de cloro que abarca el campo más amplio y particular del que podemos tratar, porque nosotros teniendo en cuenta que a este elemento lo podemos colocar de distintas maneras dependiendo el contexto donde irá dirigido. Aunque está claro que el cloro líquido lo podemos emplear directamente en el agua de las piscinas, es decir, que su composición va a ser dirigida especialmente para ser utilizado en el mantenimiento que tenga que ver con el agua de cualquier piscina.

Este componente es uno de los tipos de cloro capaz de regular el ph, actúa como nivelador de ph del agua en el caso de que esté alterado por algún actor externo. Si es que estamos interesados en la compra de cloro líquido podemos acudir al mercado más cercano que tenga a la venta productos específicos para piscinas, se suele presentar en bidones disponibles de 5, 10 y 20 litros. Con respecto a las pastillas de cloro tendremos que tener en cuenta ciertos aspectos, entre los más importantes debemos mencionar a la suministración. En esta particularidad tenemos que destacar que no se pueden colocar directamente arrojándolas en la piscina, sino que deben ser colocadas mediante una bolsa especial que se sumerge al agua para que las pastillas de cloro se vayan disolviendo en el agua a medida que pase el tiempo lentamente provocando el efecto deseado.

 
 
 

Las diferentes presentaciones

Las pastillas son otro de los tipos de cloro que podemos adquirir en varios lugares también, al igual que el cloro líquido se puede adquirir en los grandes supermercados donde encontraremos este tipo de productos en general. En cuanto a las pastillas de cloro, podemos destacar algunos beneficios a comparación del cloro líquido mencionado antes, y es el hecho fundamental de no tener que lidiar con el cloro especialmente en estado líquido, ya que muchas de las veces su olor resulta realmente molesto. El cloro granulado es otro de los elementos usado comúnmente para mantener el agua en las piletas de todos los modelos y tamaños, este elemento es apto para dejar al agua limpia y clara, y que tampoco difiere de los demás tipos de cloro en cuanto a su meta principal, la de eliminar los agentes patológicos que se pueden encontrar en el agua como por ejemplo las bacterias, virus, algas y hongos. Como dijimos antes, el cloro en gránulos es sólo otra de las opciones que tenemos para colocar el cloro en las piscinas.

Uso de los tipos de cloro para la limpieza del agua

Además, este elemento en este estado nos ofrece beneficios, entre ellos el que no presenta alteraciones el cuerpo, lo que significa que no aparecerán irritaciones en la piel ni en los ojos especialmente. Estas son cosas habituales que suceden cuando se utiliza al cloro en estado líquido porque es más nocivo en ese sentido. Otra de las características del cloro granulado es que, es mucho más manuable, ya que puede ser suministrado por medio de un medidor, ni tampoco no tiene un olor tan fuerte ni nocivo para la persona que lo proveerá la piscina, y se lo puede conseguir en gramos o kilos a la venta porque su presentación es en estado sólido.

tipos-de-cloro-liquidoPor otra parte, hablando en forma más generalizada del tema de los tipos de cloro para piscinas, es importante destacar la particularidad que tiene este compuesto, y es precisamente que puede ser distribuido de diferentes formas, entre ellas formas mas básicas y baratas y otras no tanto y un poco más complicadas. Una de esos medios que sirven para proporcionar al cloro en la piscina son los cloradores para piscinas.

Estos cloradores son una especie de aparatos a los cuales se les incorpora el cloro en cierta cantidad dependiendo del caudal de agua que tenga la piscina, para que entonces el cloro se desparrame de una forma más balanceada. En cambio, la forma más incómoda de colocar el cloro en las piscinas se puede mencionar la que se realiza manualmente por la persona encargada del mantenimiento del agua que se tiene que encargar de la tarea. Los primeros problemas que surgieron por este uso manual, fue lo que llevó a los dueños de las piscinas grandes a optar por los cloradores automáticos, que liberan al cloro en las piscinas automáticamente, es decir se trata de un aparato eléctrico que al ser programado se encarga de liberar cualquiera de los tipos de cloro, y en especial el líquido en su medida justa, sin la necesidad de tener que hacer contacto con el mismo. Lo que debemos que tener en claro, es que desde la invención de los tipos de cloro para piscinas, tenemos al alcance variadas alternativas de colocación, pero todas las alternativas coinciden en el cuidado del agua de la piscina en su totalidad.

 
  email